Convivir con el medio ambiente, y proteger los recursos naturales, es fundamental para que se pueda desarrollar un trabajo agrícola sostenible en el tiempo.

En Camponectado, estamos conscientes del daño generado por el calentamiento global y la sobreexplotación de la tierra y el agua.

Para mitigar esta situación, es necesario concientizar sobre el cuidado que deben tener las personas a la hora de sembrar y cultivar, ya que de lo contrario las consecuencias podrían ser devastadoras desde el punto de vista medioambiental y económico.

Rodrigo Berrocal, socio de Bericul, enfatiza que “con nuestro sistema de monitoreo es posible mejorar la conciencia y el accionar de muchos agricultores, agrupaciones agrícolas y empresas, ya que al conocer de manera exacta sobre el proceso de crecimiento de las plantas, no será necesario sobreexplotar los recursos naturales para tener el resultado esperado”.

Camponectado te aconseja

El cuidado del medio ambiente es labor de todos, y para ello es necesario tomar acciones que generen cultivos saludables. A continuación, en Camponectado te aconsejamos tomar lápiz y papel y anotar esta serie de tips que sin duda serán útiles.

  • Utilizar productos adecuados para cuidar los cultivos es importante, pues permite que los agricultores generen buenas prácticas, evitando dañar el medio ambiente. Un ejemplo de ello, es la enorme cantidad de plaguicidas o material de mala procedencia utilizados en cosechas agrícolas.
  • Combatir las plagas de manera ecológica a través de sistemas que contemplan técnicas y prácticas que mantienen los cultivos sanos a mediano y largo plazo. Es fundamental conocer cuál es la causa de las plagas, con el objetivo de crear mecanismos de defensa que más adelante no ocasionen daños.
  • Utilización de abonos orgánicos, los cuales ayudarán a que los invernaderos y plantaciones a cielo abierto, desarrollen productos sanos bajos las condiciones adecuadas.
  • Realizar policultivos, los cuales permiten obtener varios productos en una sola cosecha. Gracias a este sistema, es posible utilizar menos terreno, imitando hasta cierto punto, la diversidad de los ecosistemas naturales de plantas herbáceas, y evitando las grandes cargas sobre el suelo agrícola de los cultivos únicos, o monocultivos.
  • Implementar sistemas de riego adecuados para cada tipo de cultivos, entregando la cantidad de agua exacta a la planta, lo que permitirá ahorrar recursos naturales y económicos al agricultor.
  • Utilización de extractos de plantas y minerales para lograr controlar la parte biológica de su sembrado. Este sistema consiste en extraer a través de algunos procesos químicos y físicos, los jugos de algunos cultivos y aplicarlos a aquellas plantas que se desean proteger. Es importante, utilizar geomembranas que ayuden a los agricultores a cuidar sus cultivos al momento de llevar a cabo las técnicas químicas que requieren los mencionados extractos de los frutos.
  • Implementar Sistemas para descontaminación de aguas, tanto de contaminantes emergentes como de pesticidas.
  • Instalar sistemas para mezclar aguas de diferente procedencia (residual, lluvia) para poder aprovechar mejor los recursos.
  • Instalar sistemas de placas solares para bombeos de agua de pozos (almacenar en embalses) o bien para regar los cultivos a través de la programación, sin la necesidad de otra fuente alternativa de energía.
  • Generar sistemas que permitan degradar los restos de pesticidas.
  • Producir compost con residuos vegetales.
  • Finalmente, instalar sistemas de monitoreo de Camponectado en los cultivos agrícolas es fundamental, pues permitirá que el usuario conozca el estado de sus cosechas, optimizando sus recursos, sin dañar el medio ambiente.

Con las estaciones de monitoreo de Camponectado, podrás medir la temperatura de las plantaciones y conocer su nivel de humedad, luminosidad, radiación UV, tensión, ph y CO2, además de automatizar acciones asociadas a la información recolectada por las estaciones. Quienes deseen profundizar y conocer más, pueden comunicarse a contacto@camponectado.com.